DOLOR DE CIÁTICA POR TENSIÓN EN LA DURAMADRE

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin

Los dolores en las las lumbares, en las piernas y en los pies por tensión en la duramadre son dolores muy parecidos al dolor de una ciática causada por hernia. El recorrido del dolor es el mismo y la sensación de dolor nervioso también. Por diferentes razones la duramadre se retrae y afecta a los nervios que contiene. Pero la diferencia es que no siempre hay una compresión del nervio por un disco intervertebral, (hernia) sino una tensión en la membrana duramadre.

Síntomas:

  • Los síntomas en las piernas por acortamiento de la duramadre son los siguientes:
  • Sensación de que te estuvieran pinchando con alfileres o cortando con cuchillos: la intensidad varía de leve a incapacitante
  • Dolor que por lo general empeora al apoyar el peso del cuerpo en esa pierna, pero también puede doler en reposo, sentado o tumbado en los casos más severos.
  • Los dolores en las piernas por acortamiento de la duramadre suelen estar acompañados por:
  • Sensación de acorchamiento, sensibilidad diferente en la piel
  • Pérdida de la fuerza

Cuándo debes consultar con un médico

Si el dolor nervioso baja más allá del muslo por debajo de la rodilla, si sientes dolor al hacer esfuerzos abdominales, si tienes dolor nocturno, imposibilidad de mantenerte de pie o sentado o bien las terapias manuales no han funcionado.

Si sospechas de una hernia en el disco intervertebral que pudiera comprimirte una raíz nerviosa, es recomendable que te vea un médico y hagas las pruebas que te pida.

Causas

El dolor en el muslo, por la parte de atrás, esa línea central que baja desde el glúteo hasta la rodilla, generalmente es causado por la compresión del nervio ciático a la altura de su paso por el músculo piramidal, también conocido como el síndrome del piramidal

Para relajar el músculo piramidal y que no vuelva a doler es necesario equilibrar las tensiones musculares de la pelvis para devolverle la simetría. En la mayoría de los casos si nos limitamos a estirar o a hacer un punto gatillo en el músculo piramidal ya sea con presión o con punción seca, lo más frecuente es que la contractura vuelva con sus síntomas asociados. Es importante alinear la pelvis con terapia manual para que los resultados sean duraderos.

Un dolor que baja más abajo de la rodilla y que es muy similar a una ciática puede ser debido a un acortamiento de la duramadre por un golpe, sobreesfuerzo o dolor remanente de una compresión nerviosa por una hernia.

Tratamiento manual de la duramadre

La duramadre es una membrana que envuelve los nervios y se puede tratar con técnicas miofasciales muy suaves para relajar esta fascia.

También con técnicas craneales a nivel de la membrana y a nivel del hueso ya que la duramadre se inserta en el cráneo, y así facilitar la recuperación de los ritmos y movimientos craneales

Técnicas cráneo – sacras para liberar las inserciones de la duramadre en el sacro y su paso por el canal raquídeo dentro de la columna vertebral

¿Qué es la duramadre?

La duramadre es la membrana más superficial de las meninges. Piamadre, aracnoides y duramadre envuelven el sistema nervioso central: el encéfalo y la médula espinal.

La membrana más profunda es la piamadre que está en contacto directo con la corteza cerebral y con la médula espinal, la membrana intermedia es la aracnoides, ambas 2 finas y delicadas, y la más superficial es la duramadre de estructura más densa. Entre estas 3 membranas fluye el líquido céfalo-raquídeo, que tiene función protectora amortiguando golpes o movimientos bruscos, modificando su volumen sirve para compensar fluctuaciones, participa en los mecanismos de transporte inter-cerebral y permite la eliminación de sustancias de deshecho.

La membrana duramadre se adhiere a las suturas de los huesos craneales, envía inserciones a la hoz del cerebro y a la hoz del cerebelo, se ancla al foramen magnum, en la primera y segunda vértebras cervicales, en sacro y coxis y también está conectada de forma laxa a las vértebras a lo largo del canal raquídeo. De este modo duramadre relaciona el cráneo con el sacro y con las primeras cervicales, huesos en los que se inserta.

Duramadre craneal

¿Cómo se comporta la duramadre?

La duramadre es una membrana o fascia, es tejido conjuntivo que contiene células fibroblastos, fibras de colágeno, de reticulina y de elastina. En condiciones normales fisiológicas, las meninges tienen la elasticidad suficiente para permitir la movilidad del tejido nervioso que contienen, pero si por alguna causa la duramadre se retrae ocasiona dolor a distancia y produce alteraciones en el cráneo y en la columna.

Este dolor se puede confundir muy fácilmente tanto por recorrido como por sensación con el dolor de compresión nerviosa en los brazos o en las piernas. Es decir, podemos sentir un dolor muy agudo en la pierna que se corresponde con el recorrido del nervio ciático pero no haber una compresión real por parte del disco intervertebral que esté afectando al nervio, sino un acortamiento de la membrana duramadre.

¿Es posible relajar la duramadre?

Con técnicas miofasciales es posible relajar la duramadre ya que se comporta como una membrana.
Si tenemos en cuenta sus inserciones en el sistema cráneo – sacro resulta imprescindible liberar la elasticidad y sincronismo de los huesos del cráneo y el movimiento involuntario del sacro entre los huesos ilíacos de la pelvis.

Graduando la presión ejercida con las manos podemos trabajar a diferentes niveles de profundidad en el cuerpo, los diferentes niveles son óseo, membranoso y líquido.

Con experiencia palpatoria en las manos, conociendo la fisiología del movimiento y haciendo una escucha del tejido, estoy facilitando que sea tu cuerpo el que haga lo necesario para que cese la tensión y por consecuencia el dolor derivado de ella.

CITA ONLINE

Concertamos una cita por Spype o Whatsapp para conocernos y poder hablar de tus necesidades y cómo trabajarlas. ES SIN COMPROMISO

Ir arriba